lunes, 23 de abril de 2007

GILDA (1946)



En esta ocasión, me gustaría recordar, o hacer que vean por primera vez, esta inquietante película dirigida por Charles Vidor en 1946.

En un casino de Buenos Aires, una mujer actúa cantando y bailando canciones de la época. Lo hace con tanto entusiasmo y arte, que logra enamorar a todos los hombres que la contemplan. Tiene unas medidas de espanto y una belleza que encandila, pareciera una diosa del amor.

Para siempre quedará la imagen, donde quitándose un guante y contoneando sus caderas, logró enamorar al mundo.

Rita Hayworth y Glenn Ford tienen la culpa de esta fascinación, sobre todo ella.

Es famosa también la bofetada que Glenn Ford le propina a tan exuberante mujer.

No desvelo la trama por si alguien que no la conozca quisiera verla y asombrarse.

Sirva como homenaje al cine clásico.




47 comentarios:

Alejandra Dening dijo...

Encanto magnético de otros tiempos... gracias por traerlo aquí hoy!

Ana R dijo...

La he visto cienes y cienes de veces - que diria Sabina - y me sigue fascinando...Me dan ganas de tararear aquella canción...Amado mio...larararara
¡¡Gracias!!

Un abrazo

Arcángel Mirón dijo...

Qué curioso... me llamo Gilda, y hoy (día de tu posteo) es mi cumpleaños...

:)

ALBERTO LÓPEZ dijo...

Genial film y geniales los dos intérpretes. Especial cariño le tengo yo a Glenn Ford, fallecido en agosto del pasado año, una de las últimas estrellas que quedaban de la época más glamurosa y dorada del séptimo arte. Excelente blog. Un saludo.

ESTEM dijo...

UNA GRAN ARTISTA, TODO UN MITO SIN DUDA

BESOS

zendal dijo...

Esa escena es desde luego, todo un clásico. Magistral.

Revelo un secreto de Betus: ¡tiene unos guantes como los de gilda en esa escena, jeje!

Irene dijo...

¿Era la voz de Rita la que canta originalmente? ¡Qué piernas, qué baile, qué cintura, qué simpatía! Encandilante. Gracias por no poner la escena del bofetón. Me da una rabia...pobre Gilda :S
Besos

Itoitz dijo...

La infancia es la única época de la vida en la que los mitos y los caprichos duran una eternidad...; en mi niñez GILDA me fascinaba, y aún lo hace...

Conciencia Personal dijo...

Ula:

No sé que sucede, no puedo accesar a los videoclip, quizá sea mi ordenador. Eres una gran mujer con la sensibilidad del arte por la historia platicadas del ayer.

Besos, monique.

Charles de Batz dijo...

Un gran clásico, sin lugar a dudas. Y ahora, con la perspectiva que da el tiempo, choca que fuera el escándalo lo que anunciaba la llegada de la película.

Cuentan que fue rodandola cuando Glenn Ford se enamoró locamente de Rita, un amor que le acompañó hasta el fín de sus días.

Salud

WODEHOUSE dijo...

Eso sí es erotismo y no se la ve nada!!.Qué belleza más fina y sofisticada,cómo fumaba con la boquilla quilométrica.Luego nos poníamos los guantes de la boda de mamá y con una paja y la toalla enrrollada imitábamos el "palabra de honor"que llevaba y bailábamos igual sobre una silla mientras aplaúdían mis hermanos.Formaba parte de nuestros juegos.Esa bofetada ahora sería impensable una escena igual,en estos tiempos.

Sirenita dijo...

Hace poco ví La Dama de Shangai y me sorprendió el poco éxito que tuvo la cinta porque me pareció una buena película. Y es que el éxito de Gilda pesó mucho en todos sus papeles posteriores. Esta peli la marcó no solo profesinal, sino también personalmente, decía con amargura que los hombres se acostaban con Gilda pero que se levantaban con ella. Hay personajes que se acaban comiendo al actor.

MORGANA dijo...

Sensualidad en movimiento, sus gestos son increibles, y una elegancia como pocas.
Me gusto ver el video, gracias,
mi abuela la vio cuando vino a españa y me contaba una y otra vez, "que belleza de mujer".
Muchos besos y feliz semana

Nathalie dijo...

Qué peliculón!! yo tb la he visto un montón de veces y nunca me canso. Ella esta divina, espectacular, sensual... él siempre me ha parecido un panoli y nunca entiendo por que ella se enamora de un tipo asi, pero weno. Los que no la hayais visto corred a atracar el videoclub!

un besote ula!

mandarina azul dijo...

Me entran ganas de volver a verla, y no será porque la he visto pocas veces...

Ella, genial, pero Glenn Ford, en mi opinión no se le queda atrás.

Un beso, Ula:)

Angelusa dijo...

Sin duda forma parte para siempre de la historia del cine.
Posiblemente sin Rita Hayworth, la película no hubiera tenido más trasncendencia.

Un besito, Ula.

titicandia dijo...

Muy buena pelicula!!! me encanta el cine y la he visto un par de veces, buenas actuaciones y la música.....haaaaaa me encanta.

Muy buen homenaje!!!
Como siempre muy entretenido tu espacio.
Besitos,
Titi

Artemy dijo...

...Rita Hayworth o la sensualidad personificada...

Merche dijo...

¡Qué maravilla! Ya lo han comentado antes que yo, esta peli nos remueve todos los mitos habidos y por haber, y Rita es completamente fascinante, y todo eso sin enseñar ni un tobillo! Deberíamos revisar el concepto de morbo y de erotismo que nos han dejado los tiempos. Personalmente me encandila como dice Irene, podría estar mirando la misma escena horas y horas y no cansarme, ¿estaré mal de la pelota? :)

Un beso al tandem Ula&Athos, bastante tiempo sin pasar por vuestros dominios, aunque uno sabe que siempre va a encontrar exquisiteces por aquí.

Un beso y feliz semana, que se aproxima otro puente!!

EzLoKhAi dijo...

Era legal en esa época moverse de esa manera???
XD
Esta más que interesante la pág.

Saludos!!
Zlkhai.

Antonia Romero dijo...

Un argumento simple, un tema poco desarrollado y, sin embargo, una maravillosa película. Esto es el cine...

Saludos

almena dijo...

Qué cierto. Todo un clásico que aguanta el paso de los años sin perder interés.
De repente me han entrado ganas de ver cine clásico
:)

besos!

Lost in Translation dijo...

esa escena es increible!!!!!!! el guante...anda que nola he imitado yo veces, pero me sale fatal! hay que tener una gracia que solo ella tenia.

Leo Zelada Grajeda dijo...

Valiosos datos.

AkashA DulcineA dijo...

Me fascina la elegancia del cine en blanco y negro, mucho más si está bellamente acompañada por una mujer tan sensual al cantar.

Dejo Huellas de Besos con Colmillos... V V

Trini dijo...

Gracias por tus buenos deseos Ula, de momento puedo estar poco por aquí, pero estoy mejor de salud.

Besos

Isabel Romana dijo...

Una escena inolvidable, la del baile y la sensualidad con que se va quitando el guante. Y la bofetada también se hizo muy famosa. Esto de las bofetadas a mujeres se ha popularizado mucho ¿no?. Besos, querida ula.

Quantum dijo...

Magnífico, Ula. Un placer y un privilegio venir aquí.Seguiré haciéndolo.
Besos.

xixe dijo...

A veces me gusta ver peliculas viejas. Es mi intención inaugurar un blog de crítica de cine, ojalá se cunpla ese sueño. Saludos.

Anónimo dijo...

Me gusta el blog, muy interesante, y nada viejo, clasico!! este find q estoy solita pienso ver gilda!! un beso. cloe!

MORGANA dijo...

Feliz fin de semana.
Muchos besitos.

ReinaDeSalem dijo...

Siempre es un gusto pasear por aquí :-)

Esta vez ha sido Gilda la protagonista. Mujer increíble, e increíble también la película. Un clásico, sin duda.

Cuántas veces habré escuchado a mi abuelo contar el escándalo que provocó esa "retirada" de guante ;-)

Mil besos.

raull dijo...

Que grande!!!!

Trini dijo...

Aunque no soy muy cinéfila, siempre me fascinó esta pelicula, quizás porque mi madre al ver a Rita Hayworth, siempre nos recordaba que sus abuelos eran de un pueblo muy cercano al mío, Castilleja de la cuesta, en Sevilla y que ella se llamaba en realidad Rita Cansino, no sé si es cierto, pero así lo contaba mi madre...

Besos

susana dijo...

creo q hay pocos guantes tan bien quitados...genial, besitos su

Conciencia Personal dijo...

Ula:

Nuevamente a leerte. Te deseo buen fin de semana.

Monique.

Chela dijo...

Me encantó llegar a tu página sobre Gilda. Esta película figura entre mis favoritas junto con Casablanca.
Aunque la película es de 1946 creo que a España no llegó hasta avanzados los años cincuenta. Yo era una niña pero recuerdo el revuelo que organizó la película que constituía todo un escándalo pues la Iglesia la clasificó entre las moralmente "muy peligrosa". En la época de la película apareció la moda "Gilda": peinados, vestidos , zapatos, bolsos... ¡Todas las mujeres querían parecerse a aquella belleza!

Su padre era natural de la provincia de Sevilla y se dedicaba al baile ( fue el que la enseñó a bailar), su madre era irlandesa, ambos estaban afincados en América cuando e nació “Rita” (1918), cuyo nombre verdadero era Margarita Carmen Cansino.

Después de estar casada con el formidable actor Orson Welles, estuvo también casada con el poderoso Alí Khan viviendo una vida de fabula que seguíamos por las revistas de la época.

Sentimos mucho cuando se separó de Ali Khan y empezó a llevar una vida un tanto extraña comentándose entonces que se dedicaba a la bebida y a tomar barbitúricos...Una de sus hijas, tenida con Alí, se interesó mucho en cuidarla sin resultado. Finalmente se supo que los rumores no tenían fundamento y que padecía Alzheimer, enfermedad de la que falleció en 1987.Yo escuché por primera vez el nombre de esa terrible enfermedad precisamente cuando se habló de que la padecía Rita Hayworth.

Me gustó mucho tu post y recordar una vez más (nunca me canso) esta época del cine y a esta gran y bellísima actriz.

Seguiré tus interesantes páginas. Un saludo.

Violeta dijo...

Buen dato, veré la película... a redescubrir el cine clásico..

Saludos

V

Gregorio Verdugo González-Serna dijo...

Magistral, no hay palabras para describir la terrible atracción de esa mujer en esa genial película.
Un beso.

maite dijo...

como bien dices...sobretodo ella, estupenda, a mi Glenn Ford nunca me ha parecido buen actor.

un beso

Athos dijo...

¡¡Qué mujer,... y sin quirófano!!
Recuerdo de pequeño haberme sorprendido no sólo por su encandilante sensualidad, sino al descubrir que esa hermosa cabellera era realmente rojiza :)
Cosas del black & white.

La película,...mejor o peor, pero definitivamente inolvidable!

Rodolfo N dijo...

Que belleza de evocación.
Magnífico blog, realmente.
Cariños

Helena dijo...

Esta es una de mis películas preferidas y, a la cual, le dediqué hace algún tiempo un amplio post en mi blog.

"Nunca hubo una mujer como Gilda", rezaba el cartel publicitario del film.... Y todavía no la ha habido.

Celebro que coincidamos tanto en nuestros gustos.

Un besazo, Ula.

Chela dijo...

Te puse un disco de Rita Hayworth en mi última página "Me gusta el jazz (continuación y punto final)", se titula "Put the blame on Mame" (echale la culpa a Mame), canción que también interpeta con mucha sensualidad.

Abrazos.

mis historias dijo...

oa...como, parodiando a los Teletubies, cariñosamente nos saludamos con algunos amigos...vi tu post, se agradece la visita.
Re-pasé por el tuyo y disfruté de Rita...qué mujer espectacular!!!! Y me encantó notar que está traducida al italiano, ...resulta curioso verla en ese idioma.

Anónimo dijo...

Ese maravilloso "Sure I'm decent" con el que se presenta en pantalla, mientras sonríe y echa para atrás la cabellera le aseguró su lugar en el cine.
El marido le pregunta desde la puerta, antes de entrar porque quiere presentarle al amigo que recién conoció en Buenos Aires (Glenn Ford, quien resulta antiguo enamorado a quien supuestamente abandonó)
buen juego de palabras ya que no solo significa el "Claro que estoy presentable" sino también el " seguro que soy decente"
Eduardo Gallegos

Anónimo dijo...

La Hayworth está en muchas buenas películas, recordémosla en "La Dama de Shangai" bajo la dirección del genial Orson Welles, entonces su marido, igual en algunos musicales importantes, pero definitivamente es Gilda la cinta que se considera su cumbre, fue muy famosa y trabajó con asiduidad, pero después de Gilda casi no hubo nada de igual calidad.